Trentomanía

El nombre de Trento inevitablemente nos hace recordar el famoso concilio reunido allí entre 1545 y 1563, que fijó la doctrina de la Contrarreforma de la Iglesia Católica (una de las cosas que decidieron fue reinstaurar la Inquisición). Ahora, afortunadamente, albergan otro tipo de reuniones. Hace diez días asistí al Festival de Economía de Trento. Aprovecho para desviar por unos minutos la atención de los lectores sobre el rescate, contando -dentro de la tradición reporteril de Nada es Gratis- el contenido de algunas sesiones a las que asistí, centradas en el paro juvenil. 

El Festival de Economía de Trento es el modelo que inspiró el Salamanca Social Science Festival (S3F) organizado por Fedea el año pasado (ver aquí, aquí y aquí). Lo organiza Tito Boeri (alma del blog lavoce.info) y participan en él académicos (entre ellos premios Nobel, este año tres: Eric Maskin, Dale Mortensen y Chris Pissarides), políticos (por ejemplo, la ministra de trabajo italiana, Elsa Fornero), empresarios (como Carlo De Benedetti), sindicalistas, periodistas, escritores, etc. Este año el tema del Festival era "Ciclos vitales y relaciones entre las generaciones", por lo que la mayoría de las sesiones fueron sobre los jóvenes o los mayores (pensiones, etc.).

Chris Pissarides impartió la conferencia inaugural, dedicada a explicar cómo entender el paro juvenil en la crisis actual, bajo la óptica del modelo de búsqueda de empleo (que le valió el Nobel junto con Diamond y Mortensen). Extracto un par de ideas de las muchas que contuvo la charla. Pissarides destacó que el modelo es especialmente útil para entender el mercado de trabajo de los jóvenes, quienes tienen que decidir si trabajar y descubrir qué ocupaciones y empleos son más adecuados para ellos, seguir estudiando o no hacer nada (y convertirse en "ni-ni"). Por ello, cuando entran en el mercado de trabajo tienen muchos empleos hasta que se estabilizan (por supuesto, la regulación laboral, en especial la de los contratos temporales, también les afecta mucho).

En las recesiones todos los trabajadores experimentan más paro y menores salarios, por lo que el coste de oportunidad de estudiar cae y los jóvenes suelen elevar su demanda de estudios. Pissarides piensa que es una buena opción, al mejorar sus perspectivas futuras de empleo, elevar su productividad y relajar la presión a corto plazo sobre el mercado de trabajo. Por ello, cree que los gobiernos deberían ayudar, elevando el número de plazas disponibles en los centros educativos.

Otro aspecto que destacó Pissarides es que la tasa de paro de los jóvenes está en muchos países alrededor del doble de la agregada, tanto en expansión como en recesión. Esto se deriva en parte del componente friccional del paro, resultado del proceso de descubrimiento de los jóvenes sobre los empleos disponibles y sobre sus propias preferencias y aptitudes. Claro, el impacto de las recesiones es mucho mayor si la tasa de paro agregada es alta, como en España, donde hemos pasado del 8% de paro al 24%, de forma que el paro juvenil ha superado el 50%. Se mantiene la ratio aproximada de 2, pero la diferencia de tasas es de más de 25 puntos. Pissarides no cree que esa diferencia sea "óptima" en ningún sentido, pero también que no contamos con estimaciones sobre cuál es la tasa de paro relativa entre jóvenes y adultos óptima.

A priori, un elemento de interés era el morbo de ver discutir a Pissarides con la principal líder sindical italiana, Susanna Camusso, en una mesa redonda en la que participamos también Pietro Garibaldi y yo. Al principio se presentaron los resultados de una encuesta realizada con la colaboración de la Universidad Ca' Foscari a los participantes del Festival, que habían contestado unas 600 personas. Por una parte, se preguntaba por las preferencias entre tres mercados de trabajo alternativos:

  • Rígido: es difícil encontrar un empleo pero también es difícil perderlo.
  • Flexible: es fácil encontrar un empleo pero también es fácil perderlo.
  • Dual: es más difícil encontrar un empleo indefinido que en un mercado rígido pero es más facil encontrar un empleo temporal.

Los resultados son sorprendentes. Por una parte, parece haber más demanda de flexibilidad de la que se suele suponer: el 70% prefiere el mercado flexible al rígido. Aunque los resultados seguramente dependen de la mala coyuntura económica y la muestra es muy pequeña y no puede considerarse representativa de la opinión de población italiana, no tiene por qué estar tan alejada de ella. Por ejemplo, en una encuesta del Eurobarómetro de mayo-junio de 2009, el 71.2% de los entrevistados en la Unión Europea-15 (un subconjunto de países) estaba de acuerdo con la afirmación "Los contratos (de trabajo) deberían ser más flexibles para incentivar la creación de empleo", mientras que en España el porcentaje era del 61.2% (ver Dolado, Felgueroso y Jansen, cuadro 1).

En segundo lugar, el 65% prefiere el mercado dual al rígido, pero entre el flexible y el dual, el 60% prefiere el dual. Esto quizá dependa de que el mercado dual no está muy bien definido en la pregunta, en especial a la vista de las respuestas a una pregunta sobre el contrato único.

Como saben bien los lectores de NeG, hay una propuesta de 100 economistas académicos de un contrato único para superar la dualidad en España (Il Manifesto), pero ya había propuestas similares previas de Blanchard y Tirole y Cahuc y Kramarz para Francia, y para Italia de Boeri y Garibaldi y un proyecto de ley introducido por P. Ichino en el Senado italiano (con escasa fortuna). También fue apoyado por Pissarides en una visita a Madrid.

Volviendo a la encuesta, frente a la afirmación "Los contratos temporales deberían ser sustituidos por un contrato indefinido con una indemnización por despido que aumente gradualmente, pero de forma constante, con la antigüedad en el empleo", está de acuerdo alrededor del 70% de los encuestados, oscilando entre el 60% de los de 30 a 39 años con estudios inferiores a los universitarios y el 80% de los menores de 30 años con estudios universitarios.

(Por cierto,  al final no hubo morbo. Por un lado, la sra. Camusso dijo que le sorprendían los resultados de la encuesta pero creía que la opinión positiva de la flexibilidad no era real, que el problema no es la flexibilidad sino la precariedad, que la regulación del mercado de trabajo no es tan importante y que no hay que reformarla para no crear más incertidumbre. El Nobel se limitó a señalar que la protección del empleo favorece a los varones de 25 a 54 años y reduce la tasa de empleo de las mujeres casadas y los jóvenes, y acto seguido dió la palabra a la audiencia.)

Anima saber que el contrato único obtiene un apoyo tan alto en la primera encuesta que, por lo que sé, se ha hecho al respecto. La pregunta obvia es, por tanto, por qué no se pone en práctica. Es una de las preguntas a las que contesté en la conferencia que impartí en el Festival, titulada "Por qué necesitamos el contrato único". Mi ponencia se basó en el vínculo entre la penosa situación de los jóvenes en España (que ya discutí aquí) y los contratos temporales (aquí está la presentación). En Italia la tasa de temporalidad es del 16% y cercana al 50% entre los jóvenes, por lo que intenté animar a la audiencia a aprender de nuestros errores en esta área. Mi hipótesis sobre la no implantación del contrato único, como ya expuse aquí, se basó en la falta de apoyo por parte de la patronal y los sindicatos, y el reducido peso electoral de los jóvenes.

Hay 25 comentarios
  • Rigor con Trento
    Estimado Samuel: Te aprecio profundamente como economista porque vas a los hechos y no te quedas en las interpretaciones. Sin embargo al hablar del Concilio de Trento quizás no has aplicado el mismo método. Trento no es el origen de la inquisición. La inquisición no nace de la Iglesia, es una creación, tanto en España como en el resto de Europa, de los estados nacionales que surgen en ese momento. Los trabajos de investigación que ha desarrollado Henry Kamen sobre esta cuestión durante los últimos 20 años son muy esclarecedores. Hay, por ejemplo, una inquisición holandesa no católica mucho más dura que la española. En cuanto a la imagen de Trento como origen de la contrarreforma sería necesario debatir tranquilamente sobre qué queremos decir con ese término. Es revisable la imagen sombría que se asocia a la palabra. En Trento se discute sobre la naturaleza de la libertad humana, y las conclusiones del Concilio son una interesante aportación a la formulación de la cultura laica moderna europea. Frente a cierta idea de la predestinación que acaba anulando lo que entonces se llamó libre albedrío, la defensa de la libertad humana tiene consecuencias históricas decisivas. Me parece que durante demasiado tiempo hemos asumido acríticamente la vinculación necesaria y exclusiva que Max Weber hace entre capitalismo y protestantismo. Hay una linea poco explorada, aunque indicada por algunos, que conecta la forma de entender la libertad de Trento y el desarrollo de los siglos posteriores. Gracias por tu trabajo.

    • Fernando de Haro, no he dicho que fuera el origen de la Inquisición, sino que se reinstauró, como dice la Wikipedia:

      Se reinstauró la práctica de la Inquisición que había surgido en el siglo XIII, para depurar a Francia de los herejes albigenses. Ya restablecida en España desde el año 1478, se propagó por varios países europeos bajo la denominación de Santo Oficio, que usó la tortura para obtener confesiones. Si ese método no daba los resultados esperados, de arrepentimiento del hereje, éste quedaba en manos del poder civil, que lo condenaba generalmente a la muerte en la hoguera. El protestantismo debió soportar la Inquisición en varios estados, pero fue principalmente efectivo en España, Italia y Portugal.

      • Estimado Samuel:

        Ese párrafo de la Wiki dice algo que no es cierto ni objetivo: "El protestantismo debió soportar la Inquisición en varios estados".
        Quien ha escrito eso en la Wiki se olvidó de preguntar a Miguel Servet quemado por Calvino a conciencia en Ginebra junto a sus libros. A veces glorificamos el protestantismo como si fueran lumbreras del pensamiento
        Realmente tenemos un grave problema hasta para preservar la historia.

        Por otra parte la Inquisición (un tribunal con bastantes más garantías jurídicas que las de cualquier estado civil de la época) se restaura a petición del poder Civil que lo usa, como siempre, para sus propios fines.

        A nadie nos gusta aquella época pero un cierto equilibrio ayuda a un juicio sereno y a evitar ser manipulados por quienes financian y se dedican a infectar la Wiki descalificándola para muchas cosas.

        Saludos y gracias por el artículo.

    • "En Trento se discute sobre la naturaleza de la libertad humana, y las conclusiones del Concilio son una interesante aportación a la formulación de la cultura laica moderna europea."

      ¿Estás seguro de eso? No creo que la condena de la predestinación (sostenida por Lutero y Calvino) sea una gran aportación. Cosa diferente es hablar de Tomás de Aquino o de Luis de Molina

  • Samuel,

    la implantación del contrato único parece razonable, pero en el momento actual con un 24% de paro puede ser socialmente desastroso.

    La razón es que un elevado numero de contratos temporales provoca una rotación importante de entradas / salidas al mercado laboral lo que combinado con el seguro de desempleo ayuda a sobrevivir, aunque con dificultades, a una parte importante de la población que esta saliendo y entrando al paro con frecuencia.

    La implantación de un contrato unico como tu mismo indicas reduciría la rotación de entradas / salidas al desempleo. Esto con la economía en recesión o estancada y con un 24% de paro condenaría al paro de larga duración y con la prestación de desempleo ya consumida a la gran mayoría de los parados. Creo que socialmente tendría un coste inaceptable.

    Sería muy diferente su implantación con una tasa de desempleo del 10% tal como teníamos hace algunos años. Quizás halla que esperar a mejores tiempos para esta propuesta.

    • Fernando, en la actualidad se firma 1 millón de contratos al mes. Creo que es un nivel ineficientemente alto de rotación, que entraña una infinidad de efectos negativos. Acepto que la actual coyuntura no es ideal para introducir el contrato único, dada la elevada incertidumbre existente, que retrae la contratación y por tanto crea una demanda de flexibilidad; y la propuesta de contrato único estima sus beneficios en el promedio de la recesión y la expansión. Pero el efecto neto no es obvio incluso en la recesión, pues la temporalidad crea desempleo friccional: con una estructura de costes de despido crecientes con la antigüedad que comenzara en un nivel parecido al de los contratos temporales habría menos contratos pero no necesariamente menos empleos, porque estos serían más estables, con un aumento del coste esperado para los empresarios que podría ser bajo en función del diseño del contrato.

      • Samuel,

        Mi duda no es que el efecto macroeconomico no sea bueno.

        El problema que veo es social. Si reducimos la rotacion, que en la practica esta repartiendo una parte del empleo existente, aumentamos mucho el paro de larga duracion, lo que es socialmente muy peligroso. ¿podemos asumir eso ahora?
        No se si habeis estudiado este posible efecto y si habria alguna forma de paliarlo en las circunstancias actuales.

        • Fernando, el paro de larga duración es ya del 50% y, en efecto, tiene unos efectos muy negativos a través de la pérdida de capital humano, la desmotivación y la desvinculación con el mercado de trabajo. Es posible que la temporalidad lo esté manteniendo por debajo de lo que sería en otro caso, pero no puedo afirmarlo, no conozco ningún estudio serio al respecto. La forma de paliarlo sería mejorar las políticas activas de empleo, que es lo que hacen en Escandinavia, en vez de lo contrario, que es lo que hemos hecho aquí.

  • ¿ Afortunadamente Trento ya no acoge reuniones de la Iglesia Católica ?. Como católico me siento ofendido.

    • Jmbm, No pretendo ofender ni creo que haya dado motivo para ello. Lo que digo es que no acoge reuniones como el Concilio de Trento, cuya evaluación de resultados es para mí negativa (esto es una opinión).

  • Buenos días:

    Mirando los datos en la EPA se comprueba que desde el tercer trimestre de 2007 los empleos indefinidos femeninos han aumentado (y no han estado debajo del valor de 2007TIII nunca) y los temporales han disminuido a menor ritmo que los temporales masculinos.

    Las cifras de trabajadores temporales para el primer trimestre de 2012 son 1,680.800 hombres y 1,744.000 mujeres. Además, el número de trabajadores temporales masculinos y femeninos lleva siendo similar desde el inicio de 2009, y las respectivas cifras de indefinidos también se está igualando. Supongo que puedo estar mirándolo de manera incorrecta al no desestacionalizar los datos, pero en cualquier caso ¿se puede seguir manteniendo que un mercado de trabajo dual y rígido va en contra de las mujeres, o estos movimientos son un reflejo de la realidad demográfica?

    • delvaldelbueno, hay que tener en cuenta que la estructura dual de contratos favoreció mucho (junto con otros factores) la explosión del sector de la construcción, que es un sector mayoritariamente masculino. La explosión de la burbuja ha destruido la mitad de los empleos de ese sector, lo que ayuda a explicar porqué los hombres han experimentado un deterioro laboral mayor que las mujeres. Para contestar tu pregunta habría que mirar lo sucedido en el resto de la economía, teniendo además en cuenta que hay otros sectores de manufacturas vinculados a la construcción que también emplean a más hombres que a mujeres. Dado que además la afirmación sobre protección del empleo y sexos se deriva de análisis a lo largo de muchos años y en muchos países, creo que se sostiene aún.

      • Se me ocurría que, como la cantidad de capital humano en el empleo indefinido femenino seguramente sea (o haya sido hasta la igualación) mayor que en el masculino, después de la recesión la afirmación de que el mercado de trabajo dual favorece a las mujeres puede dejar de ser cierta en España.
        Sobretodo cuando se mira la evolución en la proporción universitarias y se tiene en cuenta lo que apuntas: la mayoría del empleo destruido en la construcción es masculino, de mediana edad y poco cualificado, con lo que no parece probable que dejen de ser outsiders.

        Lo que dices es muy interesante porque me ha hecho darme cuenta que además de un choque generacional, la dualidad también va a empezar a plantear una confrontación entre formados y no. Con suerte, como a la gente formada no le conviene tampoco un sistema rígido, quizás acabemos haciendo de la necesidad virtud y cooperen los distintos grupos para acabar con este horror de mercado laboral nuestro...

        Mientras eso llegue, ¿sería correcto decir que la crisis ha adelantado la llegada de una mujer cualificada como prototipo de insider, o dado que este es un perfil que no tiende a sindicalizarse tanto y además aún queda un mundo por recorrer en temas de conciliación esto no es correcto?

        • delvaldelbueno, la equiparación numérica es una buena noticia, pero creo que es prematuro considerar que ambos sexos se equiparan también como 'insiders', porque subsisten desigualdades importantes entre hombres y mujeres, como nos ha mostrado repetidamente aquí Sara de la Rica.

  • Samuel,

    Gracias por la referencia al Festival. Justamente una de las preocupaciones principales de mi investigación en curso es el tema de los ciclos de vida y sus cambio a lo largo de la historia. No he tenido tiempo de ver en detalle lo incluido en el sitio del Festival, pero de la lectura de la página inicial me llamó la atención que se diga “The crisis has modified the life cycle of entire generations“ y de una rápida vista al programa me llamó la atención de que no hubo una sesión dedicada al tema central de los ciclos de vida aunque -en distintos grados- todas las sesiones algo tenían que ver con ese tema.

    Por supuesto la crisis tendrá algún efecto sobre los ciclos de vida, pero lo más importante es que la crisis nos ha forzado a volver a pensar nuestras prioridades de investigación. Los ciclos de vida han estado cambiando fuerte por factores demográficos y otros en los últimos 50 años pero nunca han sido tema prioritario de la investigación económica y social. No cuesta mucho entender por qué --la complejidad del tema supone identificar y conocer bien cada etapa y cómo interactúan entre ellas de manera que cambios en una afectan profundamente a las otras, y por otro sabemos que los incentivos de la investigación hoy están orientados a obtener rápidamente “resultados“ medidos en términos de 15 minutos de gloria pero que no pueden integrarse en una visión sintética de los temas complejos.

    • Quasimontoro, no creo que la evaluación de los investigadores, que se basa en su acumulación a lo largo de su historial investigador de artículos publicados en las mejores revistas científicas, se pueda describir como obtener rápidamente resultados medidos en 15 minutos de gloria.

      • Samuel,

        Hoy falleció Elinor Ostrom, premio Nobel Economía 2009,
        http://newsinfo.iu.edu/news/page/normal/22577.html

        Como otros premiados (Leo Hurwicz murió meses después de obtenerlo, William Vickrey murió el día después de obtenerlo!), Elinor recibió el premio tarde en su carrera. Tuvieron sus 15 minutos de gloria poco antes de morir, pero sabemos que su investigación no estuvo motivada por el premio Nobel (no porque les pareciera bajo el monto sino porque no existía cuando comenzaron sus carreras).

        Hoy la carrera de investigador es muy distinta a lo que era en los años 60. Los economistas más jóvenes, y también los investigadores de las ciencias sociales distintas de economía y que no tienen opción a ningún premio Nobel, están sometidos a una intensa competencia marcada por la difusión amplia de su trabajo --primero en el círculo de los pares pero segundo en el círculo de las elites de intelectuales que existen en toda sociedad (este segundo hasta tiene productores como en el teatro y el cine). Esta difusión se facilita si la investigación atrae la atención de los recicladores (bloggers, periodistas, expertos) y si el investigador tiene buen perfil público. Peor todavía, dado cómo se financia la investigación, una buena gestión de ese perfil facilita conseguir fondos.

        No digo que la opinión del círculo de los pares no sea importante. Digo que hay otras cosas que también son importantes en la elección de temas de investigación en las ciencias sociales y una consecuencia es el poco o nulo interés en visiones sintéticas de temas complejos. Pero cuida el perfil.

          • Amazing Quasimontoro! Sargent fue profe de Tano y mío en Chicago, es un profesor excelente, pero hay que reconocer que 1.2 millones de dólares al año suena alto! (aunque por otro lado hay varias docenas de hombres que ganan más de eso por darle golpes bien a una pelota con los pies)

            • Luis, ojo que ese monto incluye fondos de investigación. Como siempre hay que leer el contrato completo y sólo espero que Tom se haya asesorado bien sobre el valor de pagos en especie (por ejemplo vivienda, asistentes locales de investigación) y otros detalles. En todo caso, no lloraré por él.

  • Fernando,

    La posibilidad de introducir gradualmente un contrato unico (mejor denominarlo Contrato de Igualdad de Oportunidades) hubiera podido hacerse de forma experimental a traves del nuevo contrato de emprendedores, que se califica en el RDL 2/2012 como indefinido.

    Este contrato tiene un periodo de prueba de un año (sin indemnizacion) y, para recibir las pingues bonificaciones asociadas al mismo , el trabajador ha de estar al menos 3 años en la empresa. Si al cabo de 3 años es despedido por causas economicas recibiria 60 dias de salario (20x3 o 99 dias si fuera improcedente, 33x3) pues la indemizacion se aplica retroactivamente, una vez superado el periodo de prueba. ¿ No hubiera sido mucho mas logico introducir un contrato con indemnizaciones progresivas, digamos de 10+15+20 de forma que el gap en el coste de despido del primer al segundo año fuera de 5 dias en vez de 20 ( o 33)?.

    Nuestras lumbreras en el MEYSS (Mº de Empleo y Seguridad Social, tambien conocido como MESS) no han llegado a entenderlo.

  • Al margen de otros temas, genial lo de llamar "festival" a una reunión de economistas... hay alguien haciendo marketing por quitarle a todo esto la etiqueta de ciencia lúgubre

Los comentarios están cerrados.