Evaluando la reforma: Entradas en la Prensa

Más evaluaciones de la reforma. Tardaremos días en analizarla, y seguiremos poniendo poco a poco nuestros análisis hasta que nos podamos formar una opinión final todos. Aquí van uno de José-Ignacio García-Pérez y Sergi Jiménez y otro de Florentino Felgueroso y Marcel Jansen, ambos en La Vanguardia, y uno de Samuel Bentolila en El Mundo.

Hay 17 comentarios
  • El enlace de Samuel en El Mundo, por el que tenía un especial interés dada su beligerancia mostrada contra la reforma de 2010, no es accesible al menos en mi navegador. ¿Algún error en el enlace o problemas de copyright?

  • ¿Tardaréis en analizarla? Deberíais aprender de Toxo, a él sólo le han hecho falta unas horas.

  • Gracias, Luis, por los enlaces y las numerosas entradas al respecto

    ¿Se podría realizar una evaluación cuantitativa de la reforma en términos de número de puestos de trabajo que se pueden crear gracias a ella?

    Me hago cargo que hacer esto tiene su tela y lleva su tiempo, pero creo que es un ejercicio imprescindible

    Saludos

  • Luis, a mí el enlace de Samuel Bentolila no me funciona. No sé si será problema mío o del enlace.... Muchas gracias por vuestro esfuerzo de darnos análisis rigurosos rápidamente!

  • Hace años hice mi tesis sobre mercado de trabajo y desde entonces tengo la sensación de que todo cambia para seguir igual. Lo único destacable de esta reforma -a mi juicio y sin haberla estudiado exhaustivamente- es que cambia la relación de poder dentro de las empresas favoreciendo a empresarios, al abaratar costes de despido y darles oportunidad de variar las condiciones laborales. La dualidad, como si no existiera.

    Simplificando: empresarios ganadores, insiders (sindicatos) perdedores, outsiders (parados/temporales) igual de mal.

    ¿Resultado neto para España? tal vez algo positivo... por la mayor flexibilidad de las empresas, pero habrá que ver... y posiblemente si tenemos en cuenta el coste de oportunidad por todo lo que se deja de lado (sobre todo dualidad) el saldo sería más bien negativo, ya que con 23% de paro, y 50% de paro juvenil, hacer una reforma que "no está mal.., tiene cosas..., avanza algo..." es como intentar curar un cancer con dieta sana y deporte.

    • Totalmente de acuerdo con tu comentario.
      A falta de leer en detalle la reforma, me extraña enormemente que se considere que no está del todo mal cuando los principales problemas, según artículos publicados anteriormente en este blog (dualidad, paro juvenil, inmovilidad, formación de desempleados en especial los de baja cualificación, etc.) se ha pasado por ellos de puntillas.
      Se incide en la flexibilidad que se ha mejorado, ok acepto pulpo como animal acuático, pero conociendo el modo de proceder de la inmensa mayoria de "empresarios " en este país que Dios nos coja confesados.

  • yo, como pequeño empresario actualmente, ex-trabajador de empresa privada y ex-trabajador de empresa pública, no entiendo que digáis que esta reforma es el camino para crear empleo, de hecho el despedir gratis, bajar el sueldo cuando las cosas van mal y demás es una práctica habitual desde hace mucho tiempo en la pequeña y mediana empresa donde los sindicatos no pintan nada y el trabajador poco, ¿que cambia ahora?, pues que lo que ya se hacía antes se hará de forma legal, el paro continuará porque las empresas no tenemos trabajo, no tenemos crédito y estamos endeudadas...todos sabemos que si los trabajadores están en una situación laboral precaria, que es lo que creo que se consigue con esta reforma, no serán potenciales consumidores por lo que la rueda de la economía así no funciona, a ver quien es el que cuadra esto porque yo no lo veo nada claro y no entiendo tanto optimismo

  • La Imagen Gráfica.

    Entre líneas es fácil ver que los profesores están desencantados y que el consenso de opinión tiende a la sorpresa preludio del cabreo.

    En las fotos el más feliz es Rossell que representa a los oligopolios, nuestro venerado "Shadow Public Sector". Un buen sindicato, bien organizado y eficaz. Además gratis. Hoy se lo han ganado.

    El resto, comenzando por la Señora Vice Presidenta y la Sra. Ministra, tienen ese gesto culpable ante Dios y ante la Iglesia de los que "deep in their hearts" saben que están en pecado, mortal o venial, en esto no entro.

    Y nosotros, pueblo de Dios, abandonados y lejos de cualquier esperanza incluyendo la de la Santa Madre Iglesia incapaz, como siempre, de apuntar a causas reales pero que recurrirá al mantra del hambre en el mundo pero sin ofender. Optimiza la colecta y la eterniza.

    Mi resumen: Mal, muy mal. Sin paliativos y a por siete millones de parados.
    Un saludo y hasta la noche que tendré el feed back de los nietos mayores.

    • Ya no queda mucha gente que utilice el lenguaje católico con retranca para describir una situación. Se pierden las esencias.

      • No te creas, Fran.
        Además de nosotros dos, hay muchos que recuerdan el catecismo divinamente. Pero son prudentes.
        Un abrazo

        • ¿Se prima la colaboración entre empresarios y trabajadores y se ofrece a ambos un ámbito de colaboración? ¿ Seria mejor el modelo aleman de co-gestión ?
          Creo que son solo medidas para evitar cierres, pero que no solucionan el tema del paro, el tema de emprendedores, el tema de autónomos y pymes, no vamos hacia otro modelo tipo empresas en red, gestión del conocimiento, es el mismo modelo con parches.
          Remarco este párrafo de Rafael H.
          "...un abaratamiento del despido sólo puede funcionar como generador de empleo y no como destructor de tejido económico si al mismo tiempo se atiende a la otra parte de la ecuación del empleo.
          Es decir, sólo si se liberaliza el sistema financiero y se permite el surgimiento de un verdadero sistema de capital riesgo como el que existe en los EEUU, o como el que disfruta la comunidad china en nuestro país, que sirva para financiar todos aquellos proyectos empresariales que podrían ser viables pero que por culpa de la falta de apoyo financiero previo o de financiación suficiente, no pueden llegar al punto de viabilidad -rentabilidad positiva sostenida-, podrá nuestro tejido empresarial crecer lo suficiente como para ofrecer puestos de trabajo a aquellos que lo pierdan y podrá existir seguridad en el empleo por la certeza de encontrar uno nuevo cuando se pierda el anterior"

  • Dudas

    ¿Que margen de mejora tiene aumentar la flexibilidad en un país de pequeñas y pequeñísimas empresas, tan flexibles que recuerdan a Bruce Lee que dice “Be water my friend”?

    Abaratar el despido, en principio, puede favorecer la contratación en un escenario de brotes verdes. ¿Qué efecto tiene cuando nos movemos de un escenario negro hacia uno negro oscuro?

Los comentarios están cerrados.