Obras son amores y no buenas razones

por Pedro Rey Biel el 12/02/2016

pactos-politicos-resultados-eleccionesEn el mes de diciembre desde NeG quisimos colaborar en el debate nacional en torno a las elecciones generales, analizando los programas electorales de los partidos que según las encuestas tenían más posibilidades de conseguir un buen resultado el 20 de diciembre: PP, PSOE, Podemos y C's.

Aquí se pueden encontrar todas. A continuación queremos recordarlas una a una, por el posible interés que pudieran tener en el periodo tan peculiar de pactos, alianzas y negociaciones en el que nos encontramos:

Anxo Sánchez comenzó hablando de Ciencia e Innovación, seguido por Antonio Cabrales analizando qué decían sobre Educación los principales partidos. Gerard Llobet explicó en dos actos la Competencia y la Regulación (1) y (2), seguido por Irma Clots y Libertad González que comentaron las diferentes Políticas Sociales que proponía cada partido. Esa primera semana de análisis finalizó con la visión de Ginés de Rus respecto a las Infraestructuras.

J. Ignacio Conde-Ruiz expuso el problema de las Pensiones y las posibles alternativas que se ofrecían. Sergi Jiménez por un lado y Pedro Rey-Biel junto a Javier Rey del Castillo por el otro, nos dieron dos enfoques respecto a la Sanidad. Pedro Rey continuó en solitario escribiendo sobre las propuestas educativas y de organización en la Universidad.

Como no podía ser menos en este blog, hubo un tríptico de autores y entradas respecto al Mercado Laboral. Samuel Bentolila, J. Ignacio Conde-Ruiz y Marcel Jansen analizaron la Dualidad y el Despido, las Políticas Activas de Empleo y la Negociación Colectiva que incluían los Programas Electorales.

El broche final vino de la mano de Juan Rubio-Ramírez y su exposición respecto a la Política Fiscal.

Esperemos que toda esta información sea de ayuda para los que quieran saber qué se puede esperar de las negociaciones y los pactos (o al menos qué debería esperarse).

Jose Pablo febrero 14, 2016 a las 02:23

Titular “obras son amores” una entrada dedicada a “programas electorales” solo puede entenderse como una inteligente ironía.

Citando a Thaler (“Nudge”) “Voters seem to rely primarily on their Automatic System. A candidate who makes a bad first impression, or who tries to WIN VOTES BY COMPLEX ARGUMENTS AND STATISTICAL DEMONSTRATIONS, MAY WELL RUN INTO TROUBLE”. Argumento evidente (sin recurrir a la amplia bibliografía que lo respalda) para cualquiera que conozca a 3-4 votantes.

Igual que se puede distinguir el comportamiento de los “Econs” y los “Humans” cabe diferenciar a los “Democratons” (“Homo Democraticus”) de los “Humans”.

Los “Democratons” emiten su voto basándose en la comparación concienzuda que su sistema 2 hace de los programas electorales. Los “Humans” votan basándose en el atractivo físico del candidato o, en el caso español, en lo que votó su abuelo antes de la guerra.

Tal vez los “Democratons” esperen que los políticos cumplan su programa o gobiernen basándose en él, los “humans” saben que solo hay dos tipos de políticos: los que han incumplido sus programas electorales y los que nunca han gobernado.

En España, hay, además, otra taxonomía aplicable a los políticos: aquellos que pertenecen a partidos que se han hartado de robar (con más casos abiertos de los que se pueden contar con los dedos de una mano) y los que nunca han gobernado.

Eso es lo que podemos esperar de las negociaciones y los pactos.

Se han cerrado los comentarios de esta entrada.

Previous post:

Next post: