¿A qué se dedican los profesores de universidad?

(por Manuel Bagues, Irma Clots Figueras y Natalia Zinovyeva)

Uno de los mejores economistas españoles suele decir que la gran ventaja de la vida académica es la flexibilidad: tienes libertad para elegir cuando quieres hacer las 17 horas que tienes que trabajar al día.  Aunque es probable que no todos los profesores de la universidad española compartan este espíritu de trabajo, los resultados de una encuesta que hemos realizado y en la que han participado unos 2,500 profesores muestran que dicho economista no anda del todo desencaminado.

El universo de la encuesta estaba constituido por el personal docente e investigador a tiempo completo de seis universidades públicas españolas. Un total de 12,000 profesores fueron contactados por email y unos 800 por teléfono, con una tasa de respuesta del 16% y del 53% respectivamente. Los resultados son muy similares en ambos casos. La encuesta recoge información acerca del uso del tiempo durante el último día laboral y el último día festivo, y también recaba información acerca de las preferencias de los profesores y su satisfacción en el trabajo.

Los encuestados declaran trabajar un total de 9 horas y media los días laborales y unas tres horas los días festivos, lo que supone unas 53 horas en una semana laboral estándar. En términos comparativos, se trata de una cifra muy similar a lo que se observa por ejemplo en Finlandia, donde según una encuesta realizada en 2005, los profesores de universidad trabajan unas 50-52 horas (“Yliopistojen ja ammattikorkeakoulujen ajankäyttötutkimus”, Statistics Finland 2006).

Los encuestados dedican de media el 40% de su tiempo a la docencia, el 33% a la investigación, un 17% a tareas administrativas, un 5% a servicio a la comunidad científica y un 5% a la transferencia de conocimiento a la sociedad (ver Gráfica 1). En los niveles iniciales de la carrera académica, los profesores dedican relativamente más tiempo a preparar la docencia, mientas que los profesores titulares son la categoría con una mayor carga de tareas administrativas, y los catedráticos dedican relativamente más tiempo al servicio a la comunidad científica. La encuesta también recoge información acerca del lugar donde los profesores desempeñan su trabajo. En media, los encuestados trabajan los días laborales unas 6 ½ horas en su despacho y 3 horas fuera del despacho.

Gráfica 1. Horas dedicadas a cada tarea. Días laborales.
Gráfica 1. Horas dedicadas a cada tarea. Días laborales.

En una escala donde 1 corresponde a “Nada” y 5 a “Mucho más”, los encuestados aseguran que les gustaría dedicar más tiempo, sobre todo, a actividades de investigación (ver Gráfica 2). La segunda actividad para la que querrían poder disponer de más tiempo es la transferencia de conocimiento a la sociedad, seguida por las actividades docentes y el servicio a la comunidad científica. Muy pocos encuestados desearían disponer de más tiempo para tareas administrativas.

Gráfica 2. Preferencias sobre la distribución del tiempo.
Gráfica 2. Preferencias sobre la distribución del tiempo.

Pero la motivación por la que a los profesores les gustaría dedicar más tiempo a cada actividad es muy diferente (ver Gráfica 3). Querrían dedicar más tiempo a la investigación porque es una actividad que disfrutan realizar y, además, consideran que puede ser útil para su carrera profesional y también para la sociedad. Los encuestados también declaran que disfrutan la docencia y creen que es socialmente útil, pero en este caso no consideran que dedicar tiempo a la docencia sea útil para sus carreras profesionales. Por otro lado, querrían dedicar más tiempo a la transferencia de conocimiento a la sociedad fundamentalmente porque creen que esta tarea es útil para la sociedad, pero no creen que sea útil para su carrera profesional y además, es la actividad que menos disfrutan realizar.

Gráfica 3. Motivaciones para dedicar tiempo a cada actividad.
Gráfica 3. Motivaciones para dedicar tiempo a cada actividad.

Cuando se les pregunta cuáles son los aspectos que valoran en un trabajo, los encuestados destacan la posibilidad de desarrollo personal, de contribuir a la sociedad y, ya lo decía el economista, la flexibilidad de horario (ver Gráfica 4). Otros aspectos como el reconocimiento por parte de los pares, las condiciones económicas y la disponibilidad de tiempo libre parecen ser menos relevantes.

Gráfica 4. Aspectos importantes de un trabajo.
Gráfica 4. Aspectos importantes de un trabajo.

En conjunto, en una escala de 1 (nada satisfechos) a 10 (muy satisfechos), el nivel de satisfacción de los profesores es muy elevado, cerca de un 8.

Uno de los objetivos de la encuesta, financiada por el Instituto de la Mujer, era conocer mejor las diferencias entre hombres y mujeres. En general, no observamos diferencias significativas entre ambos grupos con dos excepciones: (i) los varones tienen una mejor consideración de su propia calidad académica y (ii) las mujeres trabajan unos 25 minutos más al día que los hombres, que se dedican íntegramente a la preparación de la docencia. Estas diferencia se mantienen cuando controlamos por otros factores como el número de sexenios, características profesionales (categoría profesional, área de investigación, universidad, años de experiencia) y características individuales (edad, situación marital, número de hijos). En futuras investigaciones intentaremos comprender a qué se debe esta mayor dedicación de las profesoras a la docencia y las consecuencias que puede tener para su carrera profesional y para la calidad de la enseñanza.

Los resultados de esta encuesta pueden estar sujetos a diversos sesgos muestrales y de memoria, pero aún así creemos que pueden ser útiles para conocer mejor la situación del profesor de universidad en España. Los profesores, o al menos aquellos que contestaron a la encuesta de manera honesta, dedican un número considerable de horas a su trabajo y, al mismo tiempo, están satisfechos con su labor. Disfrutan investigando y consideran que sería útil para la sociedad si pudieran dedicar más tiempo a la docencia y a la transferencia de conocimiento, pero no creen que estas tareas ayuden a progresar profesionalmente. Además, en el caso transferencia de conocimiento, no la encuentran especialmente gratificante. Personalmente, compartimos gran parte de las apreciaciones de los encuestados con una importante excepción: ¡es un placer poder compartir nuestro trabajo a través de este blog!

Hay 26 comentarios
  • ¿Se puede saber algo más sobre la selección muestral? ¿Criterios de eligibilidad? ¿Quiénes contestaron? ¿Cuales son las 6 universidades? ¿Cualquier disciplina?

    ¿Y se sabe algo de los problemas que puede haber al autorreportar horas de trabajo?

    ¿Leer el periódico podría computar como horas de trabajo?

    Sinceramente, me parece muy difícil de creer lo de las 52 horas...

    • Gracias por el comentario!

      La encuesta se realizó entre el personal docente e investigador a tiempo completo con titulación de doctor de las siguientes instituciones: Universidad de Oviedo, Universidad Complutense de Madrid, Universidad de Alcalá, Universitat Politècnica de Catalunya, Universidad de Sevilla y Universidad de Almería. Estas universidades fueron escogidas por su representatividad en términos de tamaño, localización geográfica y perfil disciplinario. Publicaremos un informe detallado en las próximas semanas.

      ¿Hasta que punto son los resultados plausibles? Por ejemplo, ¿es creíble que un profesor con una carga docente media de unas 8 horas a las semana (24 créditos anuales) dedique 21 horas en conjunto cada semana a la docencia? Yo diría que no me parece descabellado, pero tienes razón que debemos ser muy prudentes. Puede existir tanto un sesgo de selección “negativa” (la gente que más trabaja quizás tenga un coste de oportunidad mayor de participar en la encuesta) como de selección “positiva” (si me preguntas cuanto trabajo justo el día después de haber trabajado mucho quizás me anime más a responder). La encuesta telefónica, que tiene una tasa de respuesta bastante alta, proporciona resultados prácticamente idénticos y es probable que reduzca algunos de estos sesgos pero sin duda nos los elimina por completo.

      • Muchas gracias, Manuel. Y hay literatura sobre una posible tendencia a exagerar, en este caso sobre las horas trabajadas, por parte de los encuestados?

        Es posible hacer doble checking usando cvs? Por ejemplo que alguien reporte mucha investigación y no tenga papers?

        Gracias

        • VI23,

          Gracias por el comentario. A nivel agregado la información parece ir en la dirección esperada (la gente con mayor productividad científica dedica más tiempo a la investigación) pero no creo que podamos realizar verificaciones a nivel individual porque, con el fin
          de minimizar el sesgo de memoria, preguntamos únicamente acerca del uso del tiempo el día anterior. Es decir, no podemos descartar que alguien que no investiga habitualmente lo haya hecho en un día determinado.

    • ¿Responder a un comentario en este Blog lo contaríamos como trabajo de un funcionario (PDI)?.

      Lo digo porque son las 23:31 y soy profesor universitario (Funcionario):

      -Que se supone que a las 15:00 ya me he ido "a casa".
      -Que se supone que he estado "leyendo el périódico". Yo lo hago (Cincodías, Expansión,...) a diario, para que mi alumnado de la Facultad de Empresariales esté al día de lo que ocurre en el mundo real empresarial, conectado con mi asignatura.
      - Se suponen tantas cosas.....

      Os dejo. Que tengo que seguir leyendo el periódico un par de horas más.

      Ah! Responder a este comentario no lo computo como trabajo. Sólo computo como trabajo las horas donde creo valor. Estos pocos minutos, van con las horas de "tomar café", fuera de las 50 productivas.

  • Hola! Mi opinión es que encuestas de este tipo efectivamente pueden estar aquejadas de un sesgo de participación bastante importante (en este caso de sentido positivo). Parece lógico pensar que mayoritariamente respondan a la encuesta los profesores que está más motivados en su trabajo, y precisamente los más motivados serán aquellos que trabajen más horas y estén más satisfechos con su actividad.
    Evidentemente son solo conjeturas, pero diría que son bastante razonables.

    • A mi me parece mucho mas razonable pensar que los que contestan a la encuesta sean los que tienen mas tiempo disponible, es decir, los que trabajan menos horas.

  • No me parece que sea mucho trabajo 9 horas y media diarias. Y luego los prolongados de periodos de no docencia que deben ser como unos 5 meses al año. Yo trabajo 7,30 todos los días y puedo leer y escribir en casa sobre una hora y media al día. Y tengo un mes de vacaciones.

    • ¿Cinco meses de vacaciones en docencia en que universidad trabaja usted? Yo termino en Julio (examen, tesis, TFG.TFM, etc) y empiezo las clases en septiembre ...y durante agosto investigación, tesis, etc. Pero no me quejo si no de la cantidad de tiempo que tengo que de..destinar a reuniones y evaluaciones burocráticas. En fin cuatro asignaturas y cinco master al año, investigación, comités, tesis , aparte. Coincido personalmente bastante con los resultados de la encuesta.

      • Universidad de Oviedo.
        Periodo Lectivo: 12/09/ al 16/12
        Periodo Lectivo: 23/01/ al 5/5/2016 (salvo los día 10,11,12 y 17 de Abril

        Yo no digo que fuera de esos periodos no hagan nada. Simplemente fuera de esos periodos no tienen docencia. Y le insisto mucha gente en este país trabaja 9 horas y media al día(y nbo hablo de situaciones de explotación) porque es necesario estar al día en la profesión. Es decir que el chiste inicial que nos contaba Manuel es eso, un chiste.

  • Manuel, Irma, Natalia

    Enhorabuena por el estudio.

    Las cifras de jornada semanal coinciden con una encuesta más modesta que se realizó en el campo de la economía de la salud (http://revistas.uned.es/index.php/REPPP/article/view/13458/14146)

    Y no eran muy diferentes de una encuesta similar realizada en los EE.UU, aunque sí más elevadas que en el R.U.

    Con todo, lo que más llamaba la atención eran las diferencias en la distribución del trabajo entre académicos que trabajan en España y los colegas de universidades estadounidenses o británicas (página 17 del documento).

    ¿Habéis podido comparar vuestros resultados con encuestas similares realizadas en otros países?

    Saludos

    • J.O.,

      Excelente referencia, muchas gracias!

      Mi lectura de la literatura es que la mayoría de las encuestas que se han realizado a gran escala en diversos países acerca del uso del tiempo de los profesores universitario encuentran que los profesores dedican de media unas 45-55 horas a su trabajo. En este artículo divulgativo de Times Higher Education se citan varias de las fuentes. Muy interesante lo que comentas también acerca de la diferencia en el tiempo dedicado a cada tarea en distintos países, tenemos que mirarlo más en detalle.

  • No preguntes a tu peluquero si necesitas un corte de pelo o a tu profesor de univesidad cuantas horas dedida a la docencia ....

  • Por lo que veo en mi entorno laboral, todos trabajamos mucho más que esas horas que se describen. Sobre todo en gestión, pues cada vez hay más burocracia. Y además es tiempo de trabajo real, porque tenemos fechas de entrega. Con lo cual si te pones a leer el periódico en horas de trabajo, allá tú. Tendrás que recuperarlo después. Yo solo puedo hacerlo, como ahora, antes de comenzar la jornada. Para investigación, por regla general, hay que sacar tiempo durante los fines de semana. Desde que llegó Bolonia y con la evaluación continua, si te lo tomas en serio, no da tiempo para mucho más, entre gestión y clases. ¿Un mes de vacaciones? Nunca lo he tenido desde que estoy en la universidad, hace ya más de quince años ¿Con artículos y proyectos que entregar a la vuelta? Como mucho tendrás 15 días reales trabajando desde casa, hasta que empiece el curso. Sigo pensando que el trabajo universitario es un trabajo mal entendido y poco valorado. También me gustaría saber con qué criterios, preguntas, datos de fiabilidad, muestra, etc. se hizo la encuesta. Me parece muy buena idea y felicito al investigador en ese sentido, pero los resultados son muy lejanos a la realidad que observo y que vivimos actualmente, al menos en algunas universidades. Teniendo en cuenta los sueldos actuales, las horas de dedicación y la suma exigencia en cuanto a CV, tiene una gran parte vocacional o no aguantaríamos. Lo bueno, la disponibilidad horaria. Para trabajar desde cualquier sitio, incluso la playa.

    • No vale la pena explicarlo, Isabel, porque no hasta que no lo vean con sus propios ojos no te van a creer (ahí tienes los comentarios anteriores de VI23, Cárdenas y José Pablo). Y sin embargo, con 8 horas semanales de docencia en el aula, claro que se pueden dedicar 21 horas y más semanales a la docencia (preparación de clases, tutorías individuales, elaboración de hojas de ejercicios, corrección de ídem, elaboración de exámenes, corrección de ídem). Pero, nada, si no lo ven con sus propios ojos...

      • Estimado Carlos,

        Mi comentario no implica que usted o Isabel no cumplan esas horas. Lo que quería poner de relieve que es me parece difícil de creer que esa sea LA MEDIA de la distribución. Ya que (imagino que conocerá igual que yo) hay muchos profesores de universidad que dedican mucho (pero mucho) menos tiempo a su trabajo que ustedes. Por supuesto que hay académicos que trabajan esas horas (y más). Pero ¿la media? Eso es lo que me parece difícil de creer.

        • Fíjate si serán verdad las respuestas que se necesita hacer una encuesta para intentar discernirlo, en vez de tirar de los sistemas de control horario que "disfrutan" otros colectivos. Pero es plantearlo y no veas qué excusas más buenas ponen.

  • El tiempo que dedicamos a nuestra función social los PDI universitarios es una cuestión de interés y aún de mayor interés A QUÉ, POR QUÉ, PARA QUÉ, PARA QUIÉN,....

    Es incalculable el TALENTO del PDI Universitario desperdiciado en todas esas horas de trabajo. Talento creativo, Talento organizativo, Talento diagnóstico, Talento emprendedor,.... TODOS/AS orientados a un modelo de "premios por investigación", al menos, seriamente cuestionable.

    ¿Y el TALENTO de nuestro alumnado? Que pasa por decenas por nuestras manos, nuestros ojos,...sin tiempo para dedicarles, sin tiempo para conocerles.

    ¡Ay TALENTO!, ¡Pobre TALENTO!

    Desperdciado en horas y horas de trabajo...

    ¿50, 60? ¿Desde hace cuánto? ¿Hasta cuándo?

    Lamentablemente la universidad actual no es el "TEMPLO DEL TALENTO" para la que fue fundada.

  • He estado pensando... No se podría preguntar a cada encuestado por su tiempo de trabajo y también por su estimación del tiempo medio de trabajo del resto de profesores de su departamento?

    Tal vez así tendríamos un límite inferior y uno superior...

    • Gracias, es una muy buena idea. Quizás podría ayudar a verificar si son correctas las 6:30 horas que declaran los encuestados trabajar en el despacho, aunque quedaría por verificar las 3 horas que declaran trabajar cada día fuera del despacho (en casa principalmente).

    • Yo no soy profesor, pero te lo puedo decir. Trabajo en un departamento de una universidad pública, y,aunque por tus comentarios sé que no lo vas a creer, los profesores con los que trabajo (16 titulares) dedican todos bastante más de esas 9 horas y media de la encuesta. Algunos se podría decir que viven en el departamento, para ellos los fines de semana no existen, pues los experimentos no se pueden dejar parados dos días. La dedicación es completa. Creo que para la mayoría es una forma de vida.

  • La verdad es que darle tantas vueltas a las horas que trabaja o deja de trabajar un grupo de profesionales no deja de tener algo de "patético" ... en realidad las horas que se trabajan son razonablemente irrelevantes: un medio, no un fin.

    Nadie le pregunta a Ignacio Galan, a Francisco Gonzalez, a Warren Buffett o a Francisco Paramés las horas que trabajan y nadie cambiará su opinión sobre su desempeño laboral por conocer ese dato. Saber en detalle las horas de la semana (o del fin de semana) que los diputados dedican a su tarea no cambiaría en nada mi (pésima) opinión sobre su desempeño.

    Igual con los entrenadores de fútbol, nadie se preocupa de las horas que Guardiola o Simeone dedican a "pensar" en futbol ni que porcentaje de esas pasan entrenando con los jugadores.

    Queda abierta la definición de la métrica adecuada para "medir" el desempeño de los profesores (que no es las horas que dedican). No sé la respuesta, pero los "papers publicados" no me entusiasman (esotéricas formas de medir su calidad incluidas): se me hace similar a valorar a los entrenadores por los libros de fútbol que escriben o sus entrevistas en la tele.

    En esa métrica, seguramente, Valdano sería el mejor entrenador del mundo y el Cholo no saldría entre los 10 primeros ... tan lejos de la realidad!!

  • Por no extenderme más y resumiendo, teniendo en cuenta que se puede hacer una estimación del tiempo dedicado a investigación a partir de las publicaciones y que mucho (o casi todo) de su actividad docente queda registrada de alguna forma, veo poco probable que en término medio se alcancen esos números.

Los comentarios están cerrados.